lunes, 22 de octubre de 2012

Bocanada en Barcelona

   Cuando parece que poco o nada puede sorprenderte ya, va y te meten un repaso de los de agárrate y no te menées.
Otro fin de semana de los de furgoneta y rock and roll, y cómo todos, diferente al anterior. Cada viaje es un mundo, y cada banda a la que acompañas, también.
De todos aprendes algo, y en esta ocasión, ha sido una auténtica lección de lo que es el rock and roll, la que me he traído para casa. Ni siquiera han caído grandes fotos, pero el resto lo compensa con creces.
Lejos de modas y hasta de estilos musicales, menudo berenjenal, el rockero que se ha vuelto popero, y el popero que sacó su disco más rockero, el punk rock, el rock punk... Cuando reálmente el rock and roll no es más que una cuestión de actitud, una forma de vida. Me lo han hecho ver, y de que manera.
Si algo derrocha esta gente, es eso, actitud a raudales.
Gracias Maribel, Mario, Zido, Juanito, Abel, Txarli, Pepo, Martín (Javi, tontorrón, que no me olvido de tí), ha sido un fin de semana inolvidable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario